Blogia
SUPERVIVENCIA EMOCIONAL

JOSÉ HIERRO, CON LA VIDA EN LOS BOLSILLOS

JOSÉ HIERRO, CON LA VIDA EN LOS BOLSILLOS

Un tímido homenaje en este sábado impregnado con el olor de la cera penitente. José Hierro, un gran poeta que nos invita a la reflexión con sus versos.

VIDA

A Paula Romero

Después de todo, todo ha sido nada,
a pesar de que un día lo fue todo.
Después de nada, o después de todo
supe que todo no era más que nada.

Grito «¡Todo!», y el eco dice «¡Nada!»
Grito «¡Nada!», y el eco dice «¡Todo!»
Ahora sé que la nada lo era todo.
y todo era ceniza de la nada.

No queda nada de lo que fue nada.
(Era ilusión lo que creía todo
y que, en definitiva, era la nada.)

Qué más da que la nada fuera nada
si más nada será, después de todo,
después de tanto todo para nada.

De "Cuaderno de Nueva York" 1998


 

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres