Blogia
SUPERVIVENCIA EMOCIONAL

MUJER HERIDA

MUJER HERIDA

        a las mujeres víctimas de la violencia de género

   Vengo herida

desde la soledad perversa del viento

que va despeinando auroras

en el horizonte de la esperanza.

   Vengo herida,

lacerada por la daga silente

de una tristeza remota,

virginalmente antigua.

   Vengo herida,

deshenebrada y ausente,

oscura en la forma de las retinas,

acuciada por el llanto en sus olvidos.

   Vengo herida,

carnalmente desgajada por la luz

que incinera voluntades de humo

entre columnas de leyes baldías.

   Vengo herida,

hambrienta e libertades profundas,

de amnistías óseas para mis besos,

de vuelos ilesos e infinitos.

   Vengo herida,

herida y nocturna,

herida y lejana,

herida y naufragada.

       Sólo tú, amor, no amándome

      me traerás la vida,

      nuevamente,

      al sur de mis pupilas.

  (Este poema forma parte de la exposición que Hidra tiene en el Form de Petrer, hasta el 15 de marzo)

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

3 comentarios

Maya -

Ahora mismo tengo una muy cercana relación con una mujer víctima de la violencia, y me horroriza lo que esto puede llegar a causar. Ojalá no tuvieramos que tener a alguien cercano en estas condiciones para indignarnos por lo que sucede en silencio en tantos hogares, lugares de trabajo y estudio a tantas mujeres y niñas

Smyle -

Y así seguirá hasta que "algo" no lo pare. Algo, digamos por ejemplo, justicia.

Un besote.

A do outro lado da xanela -

Por empatía (o llámese como se quiera) mientras eso exista, todas estamos heridas.

Beso!
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres