Blogia
SUPERVIVENCIA EMOCIONAL

SOMOS

SOMOS

Resulta que hay días que nos cansamos de ser infelices

y salimos a la calle a bebernos la luz,

a cruzar las alamedas con los ojos vendados,

con la segura certeza de la inmortalidad plena.

Salimos desposeídos de nombres y fechas,

de límites orgánicos que nos prohíban el latido,

de cadenas pésimas que aceleran la soledad

a golpes de llantos prematuros.

Somos, en la eternidad del beso,

la sangre que perpetuará un alud de huesos enamorados

porque estamos vivos frente al olvido,

porque todavía somos palabra y verso,

luz infinita al fondo del túnel de la vida.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

6 comentarios

rosa jimena -

que placer es siempre leerte querida Sacra. Todo un privilegio. Gracias por tus versos

manolo rubiales -

si es que de vez envcuando no hay nada mejor que pillarse una buena cogorza de vida. Es estimulante y necesario,
vino y besos

Felicidad -

Hay personas que sólo son felices siendo infelices. Qué tristeza para ellos y para quienes les rodean

Khumeia -

Hola Sacra. Hace tiempo que no pasaba. Como siempre es un exquisito deleite leerte. Bellísimo tu poema.

Un besote.

Annabel -

Despojarse de la infelicidad es un acto de generosidad hacia los demás. Es necesario, aunque nos guste vestirnos de gris por un motivo u otro.

Bego -

Ay, sí, es agotador ser infeliz... Lo que pasa es que, algunas veces, sólo nos damos cuenta de que tenemos que descansar de tanta infelicidad cuando estamos tremendamente agotados.
Besos de luz y esperanza.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres